• Doris Romero

3 OLD FASHION RULES: ¿SIGUES LAS REGLAS O LAS ROMPES?

Updated: Nov 24, 2021

Es bien sabido que para todo en esta vida hay reglas, pero tal y como hemos escuchado un millón de veces, las reglas están para romperse. La moda, por su parte, tampoco ha estado exenta de normas. Durante mucho tiempo, un conjunto de reglamentos dictaban la “forma correcta” de vestir, tratando de encasillar el individualismo y restringir la creatividad.


Ya sea con respecto a la combinación correcta de colores o el uso adecuado de ciertas piezas, es imposible negar lo limitante que llegaron a ser estas fashion rules. Aquí les mostraré algunas de ellas, conociendo en qué consistían y demostrando, a través de increíbles looks, lo equivocadas que pueden estar.


¿CUADROS Y RAYAS?



La combinación de estampados siempre ha sido un tema de debate, pero a diferencia del pasado, ya no es considerado un pecado hacerlo, mucho menos cuando se trata de rayas y cuadros. Años atrás, la unión de ambas figuras nunca se nos hubiera pasado por la cabeza, ya que con solo pensarlo, la voz de nuestro subconsciente hubiera pronunciado un rotundo NO. A pesar de todo, esto ya se ha convertido en vieja historia, dando paso a que en múltiples ocasiones se nos demuestre lo cegadas que alguna vez fuimos.


BRILLOS SOLO EN LA NOCHE



Durante mi adolescencia, recuerdo perfectamente haber sido víctima de esta regla y lo frustrada que me sentía al “no poder” usar piezas con brillo durante el día. Y es que a decir verdad, por mucho tiempo la ropa con brillantes se solía asociar a la noche, las fiestas y otras ocasiones especiales, limitando enormemente lo versátiles que podían llegar a ser dichas piezas. De cualquier modo, logramos salir de aquel oscuro pensamiento y gracias a las celebrities, it girls y demás personalidades, nos hemos atrevido a lucir looks brillantes durante el día también.


¿Por qué no?


COMBINACIONES SIN RIESGO


¿Quiénes aún recuerdan aquellos tiempos en que solíamos combinar todas nuestras piezas

siguiendo un mismo color?


Y no, no me refiero a looks monocromáticos, más bien a aquellos en donde si se utilizaba un top rojo, la cartera y los zapatos debían ser del mismo color por obligación o incluso se combinaban los colores principales del look, con los colores del maquillaje.


Afortunadamente y como consecuencia del paso del tiempo, hemos ido dejando estas ideas atrás, lo que dio paso a atrevernos a jugar mucho más con la ropa, las telas, los estampados y

sobre todo, con los colores. Como resultado de dicha evolución, hoy en día somos fieles testigos del nacimiento de una de las tendencias más audaces y divertidas a la vez: el Color-Block. Una tendencia basada en la unión estratégica de colores, que dan como resultados combinaciones dinámicas e interesantes.



A pesar de haber expuesto tan solo tres, lo cierto es que la lista es aún más extensa. Gracias a la evolución de las tendencias y sobre todo, gracias a los nuevos ojos con los que miramos la moda en la actualidad, esto ha cambiado.


Esta evolución nos demuestra una vez más lo importante que es confiar en nuestros gustos, apegarnos a nuestro propio estilo, para así ir dejando de lado las "reglas de moda".